Recordando películas: “Lucy”

Los primeros minutos tiene una estética de policial negro. Personajes oscuros, asesinatos y una chica que sin querer, por hacer un favor a un amigo, se mete en un lío mayúsculo incluido narcotraficantes coreanos.  Luego el relato tiene una vuelta de tuerca y continua como una ciencia ficción; donde la chica llamada Lucy adquiere poderes extraordinarios potenciando su capacidad intelectual.

                                    Luc Besson

 El responsable es el cineasta francés Luc Besson autor de la historia, libreto y dirección, que sabe contar historias (El quinto elemento, Nikita, El perfecto asesino, entre otras, pero alcanzan para ubicarnos en las preferencias del director). Sus propuestas atrapan al espectador y lo mantienen atento. Este mérito se debe a varios factores entre otros, muy importante, al desarrollo y la ilustración gráfica de los acontecimientos.   

Analicemos cómo ocurren estos acontecimientos: en la primera escena se ve a Lucy discutiendo en la puerta de un hotel con un hombre que le pide con insistencia que lleve al hotel un portafolio de metal  y se lo entregue a un señor de nombre asiático. Entre esa secuencia que finaliza  dentro de la habitación del señor llevada por la fuerza por varios guardaespaldas, se establece una especie de contrapunto con escenas donde un leopardo se prepara para cazar a un ciervo. Advirtiendo que Lucy está en peligro.

                     Las transformaciones de Lucy

Todo sucede con ritmo ágil de la misma manera que a Lucy le van sucediendo episodios cada vez más desagradables el espectador va recibiendo información  donde la ciencia ficción progresivamente entra a formar parte del juego propuesto.  Intercalando las penosas situaciones de Lucy se introduce la conferencia de un científico sobre la capacidad del cerebro humano. Besson prepara para lo que se viene. Esto tiene que ver con el quiebre que separa el comienzo donde promete un relato policial y el desarrollo y desenlace.

El cine, entre muchas cosas (arte, ciencia, negocio, industria) es entretenimiento, Besson le da a ese entrenamiento trascendencia dejando al público atento con cierta curiosidad. Esto habla bien de la película. Primero,  logra interesar. Segundo, una vez que lo consigue lo mantiene. Es cierto que abusa de violencia, pero no es gratuita. Hay también cierta similitud entre Lucy y Nikita personaje de su film anterior que, obligada por las circunstancia, se vuelve  EXTREMADAMENTE AGRESIVA. Empero es parte del juego.

Scarlett Johansson, como Lucy en un papel poco habitual en su filmografía, convence aún en los primerísimos primeros planos, su rostro transmite credibilidad. Para disfrutar de la película hay que seguir lo propuesto por Luc Besson.

“Lucy”. Francia-2014. Director: Luc Besson. Guión: Luc Besson. Fotografía: Thierry Arbogast. Montaje: Julien Rey. Música: Éric Serra. Elenco: Scarlett Johansson, Morgan Freeman, Choi Min-sik, Amr Waked, Pilou Asbaek, Analeigh Tipton, Nocolas Phogpheth. Duración: 89 minutos. Estrenada el 25 de septiembre de 2014 en las salas: Grupocine Ejido, Pta. Carretas. MovieCenter Montevideo, NuevoCentro, Portones, Pta. Carretas.

Alberto Postiglioni (Exclusiva para accu.uy, 08/06/2020)

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *