«Ghost Rider: El vengador fantasma» (Sergio Moreira)

Le hirve la cabeza

Se estrenó Ghost Rider: El vengador fantasma, con un Nicolas Cage provisto de una peluca increíble y con un buen elenco secundario.

El personaje es uno de los tantos que proliferan en el Universo Marvel, nacido en 1972 (en un auge de personajes malditos en la editorial, como Drácula, El hombre lobo, Morbius, Blade) llevaba al mundo del cómic la obra «Fausto» de Goethe, haciendo una libre adaptación. En este caso Fausto se llama Johnny Blaze (un motoquero de circo) y al contrario que el personaje de Goethe (que vende su alma al diablo a cambio de que este sea su esclavo), Blaze hace un pacto para salvar la vida de su suegro y mentor. 
Pero Mefistófeles (el demonio rojo… ¡nada de chistes obvios!) lo embroma y le mata al suegro, convirtiendo a Blaze en su cazador de almas. 
La conversión de Blaze es dolorosa y se repite noche a noche, solo el amor puro de su novia lo salva de las garras del demonio. Desde allí las transformaciones continúan pero Ghost Rider (Johnny Blaze cuando se convierte) tiene conciencia y lucha por la justicia, condenando a los malhechores. Más adelante, consciente de su poder, crea una moto de fuego que lo acompañará siempre en sus aventuras.

La historieta tuvo auge en los setenta y luego desapareció hasta los 90 en la que se retoma a Johnny Blaze y se crea un nuevo Ghost Rider. Dan Ketch es convertido en Ghost Rider tras querer salvar a su hermana, Ketch sería luego ayudado por Blaze. Johnny – ya liberado de Ghost Rider – cuando se entera que el vengador fantasma ha vuelto va a eliminarlo, pero cuando conoce a Dan Ketch decide ayudarlo. Habría luego un tercer Vengador fantasma cuando Michael Badilino (un policía muy agreta) quiere 
el poder de la venganza para eliminar a Ghost Rider.

Pero antes que existiera Marvel Comics (cuando se llama Timely) existía ya un Ghost Rider, que era un vaquero fantasma que fue el antecedente directo de Johnny Blaze.

GHOST RIDER, LA PELÍCULA

Ghost Rider: El vengador fantasma es una adaptación bastante floja del original. Si bien el cómic de Marvel ya es bastante mediocre, la película se las arregla para ser peor.

Con un elenco secundario que tiene los nombres de Peter Fonda – Los ángeles salvajes (The wild angels, 1966), Busco mi destino (Easy Rider, 1969) – y Sam Elliott – Máscara (Mask, 1985), Tombstone (1993) -. 

Nicolas Cage interpreta a Johnny Blaze, un personaje de veintipocos años (ni la peluca logra que Cage los parezca) que sufre tras ser traicionado por Mefistófeles. Cuando es un adolescente se entera que su padre tiene un cáncer muy avanzado y hace un pacto con el diablo; le vende su alma a cambio de que cure a su padre. Mefistófeles lo jode y Cage es condenado a sufrir cada vez que esté cerca del mal, se convierte en un esqueleto llameante y debe cazar espíritus que se han escapado del infierno.

La labor de Cage no es convincente, repitiendo su personaje de Corazón salvaje (Wild at heart, 1990); quienes salvan la peli son Eva Mendes y Sam Elliott. 

El guión es absolutamente previsible – aún para quien no conozca la historieta original – y es mucho más interesante el personaje del jinete fantasma que el principal.

El director Steven Johnson – el mismo de Daredevil: El hombre sin miedo (Daredevil, 2003), otra adaptación de Marvel  – coloca algunos guiños tontos (un afiche que dice «Daredevil», un libro del «Fausto»). 

Debemos destacar la música creada por Christopher Young, autor de varias bandas sonoras, entre ellas: Pesadilla 2: La revancha de Freddy (A nightmare on Elm Street Part 2: Freddy’s revenge, 1985), El pacto (Hellraiser, 1987), La mitad siniestra (The dark half, 1993), Leyenda urbana (Urban legend, 1998), El grito (The grudge, 2004), El exorcismo de Emily Rose (The exorcism of Emily Rose, 2005).

Este Ghost Rider recoge un poco de cada uno de los vengadores del comic, ya que visualmente es el de la época de Dan Ketch (el segundo de la historieta de Marvel), con su campera de tachas y su motocicleta endemoniada.

En resumen, una película para ver entre amigos pero no necesariamente en el cine; salvo para aquellos que quieran disfrutar de la banda sonora, que sí vale la pena.

Ghost Rider: El vengador fantasma (Ghost Rider, 2007) de Mark Steven Johnson, con Nicolas Cage (Johnny Blaze / Ghost Rider), Eva Mendes (Roxanne Simpson), Peter Fonda (Mefistófeles), Donal Logue (Mack), Wes Bentley (Blackheart), Sam Elliott (Sepulturero). Distribuye: Movie.

Sergio Moreira (El Fantasticomm, Montevideo Portal, 16/03/2007)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *