“Gremlins” (Jaime Costa)

Temibles animalejos

Gremlins es un relato de horror bañado con esa cuota de humor que hace soportables los instantes más truculentos y se apoya en la creación de un animalejo tan simpático como temible. Introducido en una pacífica comunidad que se apresta a festejar la Navidad, el bichito alterará en buen grado las vidas rutinarias de ese idílico pueblito, aunque ello ocurrirá solamente porque los hombres no están preparados para recibir en su seno a tan noble ejemplar de la naturaleza.

El culpable de todo es un buen señor que compra el tierno animalito en una tienda china de antigüedades. Con las advertencias del caso (no exponer al “Mogway” a la luz, no mojarlo, no darle de comer después de la medianoche) el hombre regala su descubrimiento al hijo adolescente, sólo para que todas las recomendaciones sean desobedecidas puntualmente, aunque por error: cuando se moja, el bichito se reproduce rápidamente, pero cuando come fuera de hora se transforma en una peligrosa bestia de puntiagudos dientes y afiladas garras. Toda la vida del pueblo sufre una brusca alteración, convirtiendo la apacible víspera de Navidad en un infierno insospechado.

Hay momentos de suspenso que levantan el interés del filme en forma casi cronometrada, no permitiendo que éste decaiga hasta el final: una batalla campal de la dueña de casa contra cinco monstruos, está resulta con verdadera fiereza; la persecución que emprende el muchacho (Zach Galligan) contra la bestia sobreviviente se llena de temores genuinos, cuando éste se dirige a un club deportivo y se lanza en busca de la piscina, para reproducirse en forma descontrolada; el escándalo que provocan los Gremlins al tomar posesión de la taberna del pueblo, evoca con humor todos los vicios y las perversiones que el hombre ha inventado a través de las épocas. Abundan los efectos especiales y la diversión es contagiosa.

El director Joe Dante (Piraña, Aullidos) aprovecha para colocar a su vez algunas referencias cinéfilas, la más notoria de las cuales es la broma cruel hacia Blancanieves y los siete enanitos, que los monstruos van a ver al cine de la localidad y les fascina. Ese clásico del dibujo animado asustó pérfidamente a los niños de varias generaciones. El terror y el humor se dan la mano, logrando un buen ejemplo de pasatiempo digno, inteligente, original, divertido y muy ágil.

“Gremlins” (EE.UU., 1984). Director, Joe Dante. Libreto, Chris Columbus. Fotografía, John Hora. Música, Jerry Goldsmith. Producción Amblin, de Steven Spielberg, Kathleen Kennedy y Frank Marshall. Con Zach Galligan, Phoebe Cates, Hoyt Axton, Keye Luke, Polly Holliday, Judge Reinhold, Scott Brady, Edward Andrews. En “Festival 90”, Canal 10, 20:30 horas.

Jaime E. Costa (Últimas Noticias, 1990)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *